mivoluntad

Para su tranquilidad y la de su familia

Contrate en vida su servicio funerario

Visitar web

Precios al alcance de todas las familias

Pídanos presupuesto de los servicios funerarios sin compromiso.

Pedir presupuesto

Artículo.

Tabaquismo y muerte

05-12-2016

tabaquismo y muerte
Publicidad de la marca de cigarrillos Job

Como numerosos estudios demuestran, el consumo de tabaco es la causa más frecuente de muerte que se habría podido evitar. El tabaquismo resulta así un problema gravísimo de salud pública.

Se estima que la mitad de los fumadores regulares morirán por enfermedades relacionadas con el tabaquismo. Esta adición es responsable de un 30% de las muertes por cáncer, un 20% de las enfermedades cardiovasculares y un 80% de casos de enfermedad pulmonar obstructiva crónica. 

En España se producen unas 50.000 muertes al año por este consumo. Se considera que un fumador puede perder una media de 10 años de su vida por la misma causa.

Los tipos de cáncer más relacionado con el tabaquismo son: de pulmón, laringe, boca, páncreas, hígado, colon, recto, mama, aparato genital y cáncer linfático.

La Organización Mundial de la Salud considera el tabaquismo como la primera causa de invalidez y muerte en el mundo.
La nicotina produce dependencia física y psicológica, porque actúa sobre el sistema nervioso central con efectos antidepresivos y calmando la ansiedad pero estos efectos no se aprovechan para fabricar fármacos antidepresivos o ansiolíticos porque existen compuestos más eficaces, menos dañinos y que causan menor grado de dependencia. Por si fuera poco, las industrias tabaqueras añaden más nicotina y otros aditivos a los cigarrillos para aumentar la que ya posee la planta con fin de agravar la dependencia y aumentar el consumo o para mejorar el sabor, pero aumentando en todos los casos la toxicidad.

Otro de los tóxicos de los cigarrillos es el alquitrán en forma de franjas que está presente en la cubierta de papel, pensado para mantener el cigarrillo encendido. La alternativa del tabaco de liar no es menos dañina, pues contiene mayor concentración de tóxicos que los permitidos en el tabaco de cigarrillos convencionales y produce mayor prevalencia de casos de cáncer de boca, laringe y faringe.

Además del riesgo para los fumadores, no se pueden obviar los problemas que sufren los fumadores pasivos, expuestos también a una parte de los riesgos aún sin ser consumidores directos. Por otra parte, el tabaco se relaciona con el empobrecimiento por el coste económico que supone intentar luchar contra la mortalidad y morbilidad que provoca, por las bajas laborales que  causa y porque su consumo también es frecuente en países que ya de por sí con escasez de recursos.

A pesar de la probada relación entre el tabaco y el deterioro de la salud, su venta y consumo siguen siendo legales si bien la Organización Mundial de la Salud y los gobiernos promueven campañas para regularizar el consumo, prohibiendo, por ejemplo fumar en lugares públicos y cerrados, o prohibiendo la publicidad de este producto.

Diferentes asociaciones anti tabaco habían ganado juicios contra algunas compañías tabaqueras por añadir nicotina al tabaco, dirigir publicidad hacia niños o adolescentes, publicidad engañosa promocionando el consumo de cigarrillos light o financiar dudosos estudios científicos que minimizaban daños.

El día 31 de mayo es el Día mundial contra el tabaco.

Categorías: Medicina